llamanos

¿Fauna salvaje en dificultades o muerta?
¿Incendios forestales?
¿Infracciones contra la seguridad ambiental, caza, pesca, vertidos?
¡¡LLÁMANOS!!
112 SOS ARAGÓN

¿Cualquier tema relacionado con el medio ambiente?
Pregunta por nosotros:
Centralita Gobierno de Aragón 976714000
OFICINAS COMARCALES Y ÁREAS MEDIOAMBIENTALES DEL DEPARTAMENTO DR Y SOSTENIBILIDAD


AGENTES FORESTALES

La AAPNA es la asociación profesional de los AGENTES FORESTALES del Gobierno de Aragón

LEY 10/2006, de 28 de abril, por la que se modifica la Ley 43/2003, de 21 de noviembre, de Montes.

q) AGENTE FORESTAL: Funcionario que ostenta la condición de Agente de la autoridad perteneciente a las Administraciones Públicas que, de acuerdo con su propia normativa y con independencia de la denominación corporativa específica, tiene encomendadas, entre otras funciones, las de policía y custodia de los bienes jurídicos de naturaleza forestal y la de policía judicial en sentido genérico tal como establece el apartado 6º del artículo 283 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal

La AAPNA forma parte de la Asociación Española de Agentes Forestales y Medio Ambientales AEAFMA y de la International Ranger Federation IRF

ÍNDICE DE PÁGINAS DEL BLOG

martes, 10 de julio de 2018

Un incendio calcina varias hectáreas de rastrojos y maleza en Monzón


Resultado de imagen de heraldo

Un incendio calcina varias hectáreas de rastrojos y maleza en Monzón
El fuego se registró en el término municipal de Monzón, próximo a la localidad de Binaced.J. L. P.

Un incendio ocurrido sobre las 19.00 quemó una zona de matorral y un campo de cereal en el término municipal de Monzón, próximo a la localidad de Binaced.

El incendio, cuyas causas se desconocen, se originó en una zona de monte bajo denominada partida Matas y calcinó rastrojos, maleza, cañas y pequeños arbustos. El aire movió el fuego hasta alcanzar un campo de cereal ya recogido, si bien la paja no estaba empacada, y también se aproximó a una zona de viviendas agrícolas, sin causar aparentemente daños.

Hasta el lugar del incendió acudieron varias dotaciones del bomberos del Cinca Medio, Agentes de Protección de la Naturaleza y un helicóptero que hizo acopio de agua en repetidas ocasiones en balsas de riego cercanas.

Además también acudieron palas excavadoras para realizar cortafuegos. La Policía Local estuvo cortando el paso en los caminos rurales que llevaban hasta el fuego.

Sobre las 20.30 el incendio se daba por controlado aunque se seguía trabajando en su extinción total. Las densas cortinas de humo, visibles desde Castejón del Puente, y de otros puntos de la comarca del Cinca Medio, llamaron la atención de muchos vecinosque se acercaron a ver las tareas de extinción.

sábado, 7 de julio de 2018

Begoña García: "Doscientos centinelas voluntarios vigilan la flora aragonesa"

https://www.heraldo.es/

Resultado de imagen de heraldo

Experta del Instituto Pirenaico de Ecología (CSIC) en la conservación de los bosques, coordina el proyecto de ciencia ciudadana en Aragón Resecom.

Begoña García, en el campus universitario de Teruel.A. García/Bykofoto


¿Qué es la ciencia ciudadana?

Significa que gente que no es profesional de la ciencia colabora con los científicos en la toma de datos útiles para la investigación.

Suena a precarización de la investigación científica.

No, de ningún modo. En la investigación hay espacio para todo el mundo. En la Red de Seguimiento de Flora de Interés Comunitario en Aragón (Resecom), coordinada por el Instituto Pirenaico de Ecología, los colaboradores nunca están solos. Toman determinados datos pero no sustituyen al científico, sino que colaboran con él. Se trata de dedicar un día al año a tomar datos de acuerdo a los criterios que nosotros marcamos y que nos los comuniquen. No se puede considerar en absoluto mano de obra barata. Ellos también aprenden.

¿Qué es Resecom?

Voluntarios buenos conocedores del territorio nos ayudan con la toma de datos de poblaciones de plantas. Si son inexpertos, participan en el programa ‘Adopta una planta’ y se hacen cargo del seguimiento de una especie y una población determinada. Vamos con el colaborador para mostrarle las plantas que va a visitar una vez al año durante una década. Puede ser en el Moncayo o en el Maestrazgo. Cuenta los ejemplares y nos manda la información.

¿Colaboran por amor a la naturaleza?

Totalmente. Se pagan todos los gastos, salvo lo poco que cuestan los materiales que aportamos nosotros. Ni siquiera se les paga el viaje.

¿Cuántos colaboradores han reclutado?

Son 200 personas, de las cuales 140 son ciudadanos voluntarios y el resto, agentes de protección de la naturaleza (APN).

¿Hay que ser muy ecologista para ser voluntario?

Hay un perfil muy variado. El 45% son funcionarios, en el resto hay estudiantes, desempleados, jubilados y también pequeños empresarios. Hay desde catedráticos a gente con estudios básicos.

¿Con una visita una vez al año se puede hacer el seguimiento de una planta?

No hace falta más.

¿Aparte de recuentos, qué otra información recaban?

Además del conteo, nos dicen si encuentran nuevas poblaciones o avisan de la desaparición. Nos ayudan a descubrir colonias, extinciones o amenazas. Son como un gran observatorio basado en el trabajo de gente voluntariosa.

¿Qué tipo de plantas vigilan?

Plantas y hábitats incluidos dentro de un proyecto europeo Life que termina este año. El Instituto Pirenaico y la DGA nos comprometimos a diseñar un método que sirva para monitorizar las especies y hábitats de lugares de interés comunitario (LIC). Hemos creado con voluntarios y APN una red de centinelas. Como hemos tenido muchísima demanda de participación, hemos incorporado otras especies que están amenazadas o que son de interés por ser indicadoras de cambio climático, aunque estén fuera de los LIC.

¿Qué espacios de Aragón tienen más seguimiento voluntario?

El Pirineo, porque hay muchos APN y mucha gente de Zaragoza que tiene casa allí y se ofrece a colaborar. En Zaragoza no hay tanta diversidad botánica y Teruel está despertando a este fenómeno, con grupos en Albarracín y Gúdar-Javalambre.

¿Reciben alguna formación?

De vez en cuando organizamos cursos para tomar datos y se hace una formación personalizada para cada caso. Cada año, tras el verano, hacemos una celebración de ‘Adopta una planta’ en la que nos reunimos y hacemos una presentación de resultados.

¿Cuánto va a durar su red de centinelas de la botánica?

El proyecto, con financiación europea, ha durado cinco años y acaba en 2018. Queremos que los voluntarios sigan al menos durante cinco años más. Diez años es un periodo suficiente para ver qué le ocurre a la diversidad botánica. Se verá si hay declive y qué especies avanzan o retroceden.

miércoles, 4 de julio de 2018

lunes, 2 de julio de 2018

Desmontada una instalación de “Highline” en el Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara

http://aragonhoy.aragon.es/

Highline en el Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara

El Highline es una práctica peligrosamente cada vez más extendida tras ser importada de Estados Unidos, que consiste en colocar una cinta de nailon tensa, anclada en dos puntos, sobre la que se desplaza una persona, haciendo equilibrios sobre ella.

El pasado fin de semana, los Agentes de Protección de la Naturaleza del Gobierno de Aragón localizaron una de estas instalaciones en el barranco de Mascún, en pleno Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara.

Tras la localización de la cinta, anclada en el conjunto conocido como “El Delfín”, uno de los elementos geológicos más conocidos de Rodellar, y debido a la imposibilidad de localizar a los responsables de su colocación, los agentes decidieron desmontar todo el sistema. Para ello, intervino el GIA - Grupo de Intervenciones en Altura de los APN, dado que era necesario ascender por una pared de roca mediante técnicas de escalada.

El montaje de este tipo de instalación puede suponer afecciones y molestias a las aves rupícolas, algunas de ellas amenazadas. Para su colocación es necesario perforar la roca, dejando una instalación fija de tornillos y chapas, algo prohibido por la normativa del Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara. Además, implica un riesgo de colisión con los helicópteros de extinción o de rescate a baja altura.

Desde el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón se quiere hacer un llamamiento a la responsabilidad y al respeto por los valores naturales de nuestros espacios protegidos y de la normativa ambiental.

Javier Navarro: "Somos los grandes olvidados de la naturaleza y este proyecto nos ha puesto en el mapa"

El edil turolense Javier Navarro se ha convertido en protagonista de la última campaña medio ambiental de Coca-Cola por su participación activa en el proyecto 'Plantando Agua'.


Resultado de imagen de heraldo

El turolense Javier Navarro, nacido en Cañizar del Olivar y exalcalde de Montalbán, es uno de los agentes locales involucrados en el proyecto de Coca-Cola ‘Plantando Agua’, que desde que arrancó en 2014 ha recuperado ya para la zona de las Cuencas Mineras casi 418 millones de litros tras el devastador incendio ocurrido en julio de 2009.

Por su infatigable labor como forestal en el medio rural turolense, la multinacional americana con sede en Atlanta (Estados Unidos) le dedica ahora un agradecimiento que ha dado el salto a la gran pantalla.

¿Cómo surge el proyecto ‘Plantando árboles’ y qué despierta el interés de la compañía americana por actuar en su zona?

-Se pusieron en contacto conmigo a través de la Fundación Ecodes, una oenegé que había hecho estudios contando con los agentes sociales de la Comarca para ver a quién enviar y dónde invertir. Como era agente forestal y de las Cuencas Mineras, me llamaron y nos juntamos empresarios, amas de casa, representantes de ayuntamientos… personas de todo el tejido social de la Comarca. En ese primer encuentro hicimos una lluvia de ideas y de entre todas ellas apareció este proyecto, que plantea recuperar tanta agua como consume Coca-cola. Surgió después de un devastador incendio que supuso una catástrofe tremenda en la zona, donde precisamente estaba la planta de Aquabona, que pertenece a la compañía. A cinco metros de la planta pasa uno de los flancos del incendio. Coca-cola nos dio opción de elegir el proyecto con el único requisito de que estuviera ligado a recuperar agua.

¿Qué recuerdo guarda de aquel 22 de Julio de 2009, cuando sucedió la catástrofe?
-Yo estaba de agente forestal y de alcalde en Montalbán. Recuerdo que a las 2.00 o las 3.00 de la madrugada abandoné el incendio porque se iba a evacuar el Cañizar y la zona. Me tuve que venir a Montalbán con Protección Civil para hacer la evacuación de esos dos pueblos. En esta zona y el Maestrazgo, los incendios de este tipo son frecuentes. Tuvimos en el 94 en Villaluengo; en el 2000 en Torre de Arcas y Montalbán (con 2.000 y pico hectáreas quemadas); en los 80 tuvimos también uno de mil... Es una zona propensa a sufrir grandes incendios y casi todos han salido de tormentas. Ese día -recuerda- lo tenía libre, pero cuando surgen estas catástrofes todos nos ponemos a disposición del operativo porque si no, no llegas. Llevaba más de 20 años como forestal, desde los 20 años. Cuando oyes en la emisora que había 17 o 28 incendios declarados... En ningún operativo de España están preparados para que pase esto en un día; y piensas: "otra vez ha tocado y hay que salvar lo que se pueda: bienes materiales, pueblos, zonas… que no pase ninguna desgracia personal y luego el monte ya lo recuperaremos". Fue un poco frustrante porque se dio en una zona que nunca pensábamos que iba a arder. Ese incendio cuando lo ves, sabes que va a ser descomunal. El calor, el viento... sabíamos que se nos iba de las manos.

Después de tantos años en el operativo, ¿se acostumbra uno a convivir y actuar de inmediato ante catástrofes de este tipo?
-Sabes que es la naturaleza, y somos gente que vive en ella, en el medio rural. Estas cosas son cíclicas: pasan y volverán a pasar dentro de 10 o 20 años, cuando se den las condiciones para que haya otro incendio; lo bueno es que cada vez estamos más preparados. Tenemos cuadrillas que cada año están más profesionalizadas; los agentes de protección de la naturaleza cada vez estamos más instruidos… Pero siempre jugamos con la baza de que ante un gran incendio es muy difícil actuar.


El forestal turolense Javier Navarro es uno de los agentes locales involucrados en el proyecto 'Plantando Agua', de Coca-Cola.
El forestal turolense Javier Navarro es uno de los agentes locales involucrados en el proyecto 'Plantando Agua', de Coca-Cola.J. N.


¿Qué sentimientos les provocan este tipo de situaciones? 
-En el momento en que pasa estás centrado en la seguridad, en salvar… Luego te da el bajón. Una vez pasada la catástrofe, cuando ves todo quemado, duele. Sientes frustración, impotencia, rabia… y piensas: 'otra vez aquí'. Otro gran incendio en una zona que sabes que va a tardar mucho tiempo en recuperarse… en una comarca que ya de por sí tiene sus peculiaridades. Aunque cada vez se va profesionalizando más el operativo, todos los medios se quedan cortos. Los primeros esfuerzos son para salvaguardar lo que te marca la normativa: vidas humanas, bienes naturales, y luego monte… Cada vez actuamos de forma más rápida; acotamos los incendios y el operativo es más ágil en dar respuesta; pero los grandes incendios son una sombra que tenemos ahí, que pasa y seguirá pasando.

¿Qué consecuencias tuvo el incendio de 2009 para los bosques y la región? ¿Se han superado a día de hoy?
-Todavía se está recuperando. Ya han pasado casi diez años y hay mucha zona que se ha reforestado de forma natural: mucho bosque ha regenerado. Otras zonas, en cambio, no han podido; y de ahí el proyecto 'Plantando agua' -y otros de la DGA- para ir recuperando masa forestal. Este es un proyecto a largo tiempo. Nosotros vivimos lo que vivimos, pero un bosque tarda muchísimo en recuperarse. Lo que te afecta es pensar que nunca volveremos a ver ese bosque. Lo verán nuestros nietos, y te queda la satisfacción de ver que se va recuperando. Siempre sacas algo positivo de una situación así; y que haya proyectos como el de Coca-cola que se fijan en nosotros y ayudan a que se recupere el terreno te da mucha satisfacción. Igual que te crea frustración el verlo quemado; ver luego zonas que a los dos años están completamente verdes, con pinos pequeñitos que casi los contabas con las manos… Cada vez que veía un pino o una carrasca brotar, plantas que estaban catalogadas y protegidas y las veíamos renacer, te da una alegría enorme.

Dentro del operativo de la Comarca son todos amantes de la naturaleza, de los bosques. ¿También del medio rural?
-Desde luego que sí. Esta es (casi casi) una de las profesiones más vocacionales porque está muy ligada al medio rural. En esta zona tenemos la suerte de que casi todos somos gente de la zona, que hemos hecho aquí nuestro proyecto de vida… Esto continúa, vamos para arriba; y dentro del operativo pasa igual. Los chavales que trabajan en incendios tienen casi todos estudios ligados a la naturaleza, y se ve que es algo más que un proyecto laboral; es un proyecto de vida. En los pueblos tenemos la suerte de poder trabajar con la naturaleza y, además, en tu tierra, que es cada vez más difícil.

¿Cómo ha cambiado la zona gracias al proyecto?
- Nosotros actuamos en la zona del entorno de la planta de Aquabona, en la vertiente norte del incendio; y ahí se han recuperado en torno a 50 hectáreas; se han plantando 70.000 árboles y se ha ganado también terreno para el ganado. Además, se han recuperado casi 418 millones de litros de agua; y el proyecto en este sentido es ambicioso porque pretende llegar a los 700 millones. La estimación se centra en un estudio que hacen ellos a través del agua que corre por barrancos y ríos. A este proyecto también le ha venido muy bien que se ha enlazado a través de la Universidad de Zaragoza y el profesor José Manuel Nicolau. Al final el proyecto va más allá de ser una simple restauración forestal; se está presentando ya en distintos foros y se va a reflejar en una exposición de la Sociedad Española de Ecología y Ciencias Forestales. Hay una parte de investigación muy importante y el hecho de que el proyecto haya tenido en cuenta a la Universidad también pone la zona en el mapa. Coca-cola tuvo en cuenta que la zona tuviera su margen de presentación y publicidad para que fuéramos conocidos.

¿Cuál es el reto ahora mismo? ¿Qué haría falta potenciar para seguir manteniendo con mimo la zona?
-Uno de los objetivos es la recuperación de en torno a 750 millones de litros de agua. Los expertos determinan qué vegetación deben plantar para evitar que se filtre el agua necesaria a los ríos subterráneos y no se pierda todo porque se desliza sin remedio.  A nivel forestal, hay que hacer un seguimiento de aquellas especies que están; y las que van renaciendo, cuidarlas, protegerlas de agresiones y seguir estudiando la flora catalogada (cómo ha afectado el incendio a esta flora y cómo se va recuperando). El estudio se fundamenta mucho en lo que es el acebo, una zona preciosa que se quemó y se va regenerando. se supone que los expertos determinan qué tipo de vegetación deben plantar.

Después de que Coca-cola lo haya convertido en protagonista de su última campaña, ¿qué se siente al leer esas líneas de agradecimiento y al ver que una multinacional de renombre pone el foco en un pequeño pueblo de las Cuencas Mineras? 
-La verdad es que ha sido una gran sorpresa. Yo no creía en este proyecto cuando entró Coca-cola. Estamos en una zona a la que han venido un montón de empresas a vender humo; pero cuando lo he visto funcionar, me ha dado una alegría inmensa. Mucho tuvo que ver el hecho de que yo empecé como agente forestal allí; este es mi pueblo, y que te reconozcan la labor que has hecho… Mi persona vale para todos aquellos que estamos trabajando día a día en el medio rural, por recuperarlo y que no se hunda. Te sientes protagonista, pero es un reconocimiento que interiorizas para todo el mundo. El proyecto se aprobó en Atlanta (Estados Unidos), ni siquiera aquí… Yo creo que el reconocimiento se lo tendríamos que hacer nosotros a ellos por haberse preocupado de esta realidad que les queda tan lejos. Somos los grandes olvidados de la naturaleza y este proyecto nos ha puesto en el mapa. Y ese reconocimiento de Coca-cola hacia el medio rural a nivel personal me enorgullece; y a nivel colectivo supone un aval para todo el mundo que cree en el medio rural y en su medio natural.

La campaña se está proyectando ya en cines de toda España y, según fuentes de la compañía, pronto su historia se podrá ver en un formato más extenso. ¿Se lo ha agradecido mucha gente en el pueblo? ¿Qué anécdotas guarda de aparecer en ella?
-Yo no creía que esto se iba a extender tan rápido… Me he enterado de que estaba en los cines por un compañero que estudiaba en Huelva y me llamó el otro día. Ahora nos han dicho que incluso puede terminar en televisión. ¡Es curioso! Nunca había participado en una movida de estas... La gente me ha reconocido, me han llamado cantidad de personas… Pero para mí lo importante es que se ponga en valor la zona, nada más.

sábado, 30 de junio de 2018

Agentes de Aragón y Cataluña buscan con perros el rastro del oso

El viernes realizaron un servicio conjunto para inspeccionar los indicios del animal salvaje, en colaboración con los ganaderos que sufrieron el ataque


Resultado de imagen de heraldo

Agentes de Protección de la Naturaleza (APN) del Gobierno de Aragón y sus colegas del Consejo del Valle de Arán intentan seguir el rastro que dejó el oso que el pasado miércoles atacó a dos rebaños en Castanesa (Montanuy). Uno de los ganaderos, José María Cortinat, se lo encontró de frente y consiguió espantarlo. Al otro, Miguel Morillo, le ha matado dos ovejas.

Los agentes forestales de las dos administraciones realizaron el viernes un servicio conjunto para inspeccionar indicios del animal salvaje con el apoyo de una unidad canina del valle de Arán, donde hay una importante presencia de la especie, y con la colaboración de los ganaderos. Estuvieron en los lugares donde fue avistado y donde mató a las reses. El primero a media hora andando del pueblo de Castanesa, pero el segundo a solo 50 metros de esta pequeña localidad. 


Agentes de Aragón y Cataluña trabajan juntos para buscar el rastro del oso
Unidad canina del valle de Arán desplazada a la zona de Castanesa donde se produjeron los ataques. Asociación AAPNA

Miguel Morillo descubrió el viernes el cadáver de otra oveja, además de la que apareció devorada en un primer momento. "Mi hermano la ha encontrado entre unos zarzales. Y luego hay ovejas preñadas que quizá aborten", asegura. Este ataque hizo que el rebaño se dispersara. «Fue precisamente José María Cortinat quien se dio cuenta. Enseguida pensó que algo había pasado. Ahora nos han quedado los nervios y una sensación de inseguridad. ¿Quién nos dice que no está cerca, escondido en el bosque?, se preguntaba.

La alcaldesa de Montanuy, Esther Cereza, duda de si es una incursión esporádica de un oso llegado del valle de Arán. "Es posible que lleve mucho tiempo aquí porque es un municipio muy grande, con 17 núcleos y despoblado. Que no nos convenzan de que el único ejemplar que hay en la Ribagorza es Sarousse, porque tenemos más osos", declaró en alusión a la fuerte presión que existe desde Francia y Cataluña, donde la especie se reproduce a partir de los animales que se soltaron procedentes de Eslovenia. Pide que el Ayuntamiento sea informado, "para avisar a los pastores y que estos puedan tomar medidas". Según Cereza, en el cercano valle de Arán, los ataques son muy frecuentes desde que el oso dejó de hibernar en primavera. "¿Esto lo queremos nosotros en la Ribagorza?", se pregunta. 

En el Pirineo central, y más concretamente en la comarca de la Ribagorza, los ataques han llevado casi siempre la firma de Sarousse , liberada en Francia pero que decidió acomodarse en el macizo del Turbón. Sin embargo, desde Cataluña están llegando últimamente otros ejemplares. El año pasado hubo un ataque en el valle de Salenques, en Aneto, también en el municipio de Montanuy, que se cree que no fue causado por ella, sino por otro ejemplar que pudo venir ocasionalmente del valle de Arán, como ha podido ocurrir en esta ocasión. Además, también en 2017 hubo dos indicios confirmados de presencia del oso en la comarca del Sobrarbe, seguramente de un animal que suele estar en la cara norte del túnel de Bielsa, confirmando que ejemplares de Francia o el valle de Arán hacen incursiones esporádicas.

Los técnicos del Gobierno de Aragón han reconocido que «sí parece que haya más movimientos», lo cual es lógico porque la población de osos va creciendo en la zona central, donde ya hay censados más de 40 ejemplares.

lunes, 25 de junio de 2018

Los APN rescatan un Quebrantahuesos en el Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara

http://aragonhoy.aragon.es/

Una cuerda enredada en una de sus patas le había provocado daños de consideración

APN con el Quebrantahuesos rescatado.

Los Agentes de la Protección de la Naturaleza (APN) del Gobierno de Aragón recibían el pasado sábado la llamada de un grupo de barranquistas que, durante un descenso por el río Vero, habían avistado un Quebrantahuesos aparentemente herido en una zona angosta y de difícil acceso.

Una patrulla se movilizó hasta la zona gracias a las precisas indicaciones enviadas por los barranquistas y, tras una larga aproximación, los APN consiguieron acceder al lugar donde encontraron al animal escondido en una cueva próxima al cauce del río.

Aparentemente se trata de un ejemplar juvenil de Quebrantahuesos que realizaba sus primeros vuelos y una cuerda enredada en una de sus patas le había provocado daños de consideración.
Quebrantahuesos herido.

Tras capturarlo e inmovilizarlo, los agentes realizaron un complicado traslado hasta los vehículos, finalizando la intervención con su traslado al Centro de Recuperación de Fauna Silvestre que el Gobierno de Aragón posee en La Alfranca (Zaragoza).

Desde el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad y cuerpo de Agentes de Protección de la Naturaleza del Gobierno de Aragón se quiere agradecer la colaboración de los usuarios del espacio natural en la conservación de sus valores. Sin embargo, también se quiere hacer un llamamiento al ejercicio de la responsabilidad para que tanto cuerdas como cualquier otro tipo de residuo no sean desechados en el campo. 

viernes, 22 de junio de 2018

Pablo Iglesias visita la base de la brigada forestal helitransportada de Brea de Aragón







Resultado de imagen de aragon tv









Pablo Iglesias; la diputada y portavoz de la Comisión de Sanidad y Servicios Sociales, Ana Marcello y el diputado Alberto Rodríguez junto a Nacho Escartín, secretario general de Podemos-Aragón; han visitado el Parque de Bomberos de Brea de Aragón

jueves, 14 de junio de 2018

El Servicio Provincial de Medio Ambiente de Teruel trabaja en las 1.870 hectáreas afectadas en la Sierra de Albarracín por las nevadas


El Servicio Provincial de Medio Ambiente de Teruel recuerda que los daños producidos en la Sierra de Albarracín por las nevadas, no afectaron únicamente a montes del Ayuntamiento de Orihuela, sino que abarcaron monte de utilidad pública de Bronchales, Guadalaviar, Griegos y Noguera dentro de la Comarca de Albarracín. También en la Sierra de Fonfría (Comarca del Jiloca) se han producido daños de mayor o igual magnitud que en la Sierra de Albarracín, y que desde el Gobierno de Aragón se han evaluado y planificado con criterios de gestión forestal sostenible.

La zona afectada en Montes de Utilidad Pública en la Sierra de Albarracín es de 1.870 hectáreas y supone un 1,15 % de la superficie arbolada en la Sierra de Albarracín. El grado de afección ha sido desigual en toda la superficie, habiendo zonas con caídas puntuales y otras con afecciones mayores, pero que en ningún caso supone la pérdida superficial de monte.

Rodeno. Sierra de Albarracín. Teruel
Rodeno. Sierra de Albarracín. Teruel

Las competencias de planificación y gestión de los montes de utilidad pública son del Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad ( según el Decreto 1/2017 por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Montes) quien es el encargado de planificar y controlar los aprovechamientos, autorizaciones y actuaciones forestales en los montes de utilidad pública, así como en la “limpieza”. En esta planificación, efectuada, bien a través de los documentos de Ordenación de Montes o desde el Plan Anual de Aprovechamiento se hace siempre participe a los ayuntamientos, y es controlada por el personal técnico (Ingenieros Técnicos Forestales o de Montes) y Agentes de Protección de la Naturaleza (APN) del Servicio Provincial de Teruel.

En este sentido, el Departamento en esta legislatura ha realizado una fuerte apuesta por la Gestión Forestal en toda la Comarca de Albarracín, y concretamente en el Término Municipal de Orihuela se han elaborado y se están ejecutando los Planes de Ordenación de tres Montes de Utilidad Pública (MUP 9, 15 y 27) lo que ha supuesto una inversión en estos documentos de aproximadamente 95.000 euros, y que organiza y planifica todas las actuaciones y aprovechamientos hasta el año 2025. Esta planificación permite que los productos de madera obtenidos cuenten con la Certificación Forestal PEFC que avala la gestión forestal sostenible y de calidad realizada por el Departamento y que abre nuevos mercados nacionales e internacionales a estos productos de madera. Es el Gobierno de Aragón quien lidera este tipo de Certificación Forestal a través de los recursos técnicos y APN, junto con partidas presupuestarias específicas.

En el año 2017, el Plan Anual de Aprovechamientos en los montes de Orihuela ha supuesto unos ingresos a las arcas municipales de aproximadamente 147.000 euros, dónde el 85% de esta cuantía los Ayuntamientos las pueden invertir en materias o competencias municipales y 15% restante a inversiones de “mejora” en los montes de Utilidad Pública (tratamientos selvícolas, deslindes, planes de ordenación, creación de pastos…), gestionadas y controladas por el Servicio Provincial de Desarrollo Rural y Sostenibilidad.

Se ha puesto a disposición de Orihuela 20.000 euros para la “limpieza” del monte, procedentes del fondo de mejoras. Este fondo es administrado por la Administración y por lo tanto lo ha pagado el Servicio Provincial para la contratación de varias personas de Orihuela para actuaciones de mejora en las zonas afectadas por la caída de arbolado. Esta tipología de actuaciones también se está realizando a cargo del fondo de mejoras en otros municipios como Bronchales y Griegos. Todos estos trabajos son controlados por personal técnico y APN del Servicio Provincial de Teruel, que acreditan que se realizan de forma adecuada y bajo criterios de gestión forestal sostenible.

“Con la información facilitada, se puede constatar que el Ayuntamiento de Orihuela no se encuentra afrontando en solitario la “limpieza” de los pinos caídos, sino que la planificación, ejecución y control de las distintas actuaciones se están realizando por el Servicio Provincial de Medio Ambiente en el marco de sus competencias”, ha señalado el director del Servicio Provincial de Teruel, Héctor Palatsi.

Otras competencias atribuidas al Departamento por la normativa vigente, es la prevención y extinción de incendios forestales, en este sentido en la Comarca de Albarracín se ubican tres cuadrillas realizando trabajos de tratamientos selvícolas en las épocas de menor riesgo de incendios forestales, y tratamientos de prevención en las épocas de mayor riesgo. Estas cuadrillas actuaron y se centraron en el primer momento en varias de las zonas afectadas por la caída episódica de arbolado en al Sierra de Albarracín, y tienen diseñados varios “tajos” dentro de su planificación en la época de máximo riesgo de incendios. Una de las tres cuadrillas abarca en la zona de influencia los montes públicos de Orihuela. Estas actuaciones también se encuentran incluidas en los presupuestos del Gobierno de Aragón para la Gestión Forestal.